18 oct. 2012

Las familias de la Corrala Utopía ocupan una sucursal de Ibercaja

Solicitan a la entidad bancaria que abra una negociación con las familias para que estas no se vean en la calle
Las familias están dispuestas a pagar un alquiler social y participar en el programa 'Llaves Solidarias' de esta entidad

 
Tal y como se había anunciado previamente, hoy la Corrala Utopía ha realizado una acción sorpresa. Buena parte de las 36 familias que residen en el edificio de San Lázaro se han encerrado en la sucursal de Ibercaja ubicada en la Ronda de Capuchinos esquina con la Avenida de Miraflores. Allí permanecen reclamando a la entidad bancaria que abra un proceso de diálogo con la Corrala Utopía. En las últimas fechas esta entidad bancaria ha adquirido el inmueble donde se ubica la Corrala Utopía, sin importarle que en su interior haya 36 familias viviendo. Ibercaja está pidiendo además por vía judicial el desalojo inmediato del inmueble. Las familias de la Corrala quieren acogerse al programa 'Llaves Solidarias' que esta entidad tiene puesto en marcha y que supuestamente permite a familias en situación de emergencia social acceder a una vivienda con un alquiler social y asequible a su situación.

La propuesta de la Corrala Utopía es que se constituya una mesa de diálogo formada por las familias, por Ibercaja, por el Defensor del Pueblo Andaluz y por la Consejería de Vivienda. Con la acción de hoy quieren denunciar la inmensa cantidad de pisos vacíos que pertenecen a entidades bancarias y la cerrazón de las mismas a buscar soluciones a las miles de familias que han perdido sus hogares como consecuencia de desahucios. Asimismo, hemos de recordar que la banca española está saneando sus cuentas con decenas de miles de millones de euros que los ciudadanos y ciudadanas pagamos en forma de recortes sociales.

No se sabe aún cómo responderá Ibercaja ante esta acción. Esperamos que cuanto menos acepten mantener un encuentro con las familias de la Corrala Utopía. La intención de las personas que están encerradas ahora mismo es permanecer en el interior hasta que esa reunión se concrete. Es posible que Ibercaja opte por no conceder este encuentro y la Policía Nacional o el propio personal de seguridad de la entidad tengan que desalojar a estas familias. Hace ya una semana que las familias entregaron un escrito en la sede de Ibercaja para pedir una reunión. La petición, según parece, no ha sido tenida en cuenta por la entidad bancaria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario